La Blast Pro Series Madrid ha llegado a su fin y el equipo finlandés ENCE se ha proclamado como vencedor. El equipo finlandés se vengó de la derrota de la Gran Final del IEM Katowice 2019 derrotando a Astralis en dos mapas consecutivos para asegurar su primera victoria en la Blast Pro Series. La derrota del equipo danés ha provocado la pérdida de la racha de 31 mapas en Nuke, así como su dominio sobre otros equipos de Counter-Strike.

ENCE ganador de Blast Pro Series Madrid
Ence levantando el trofeo de ganador –
@Kirill_Photos

La Gran Final

Los mapas de la Gran Final fueron Nuke, Train y Dust 2. Astralis destaca por ser gran conocedor de los. Esto lo demuestra la racha de 31 victorias consecutivas que el quinteto danés había conseguido hasta su final frente a ENCE.

Mapa 1: Nuke

El primer mapa de la serie fue Nuke y ENCE abrió el encuentro con un lado CT muy fuerte. Ganaron sus primeras seis rondas antes de que Astralis comenzase a reaccionar. ENCE logró salir de la primera mitad con ventaja con un marcador de 11-4. A pesar de los intentos de Astralis, ENCE sólo tuvo que sumar 5 rondas para llevarse el primer partido.



Quizá el hecho de llevar 31 nukes consecutivos y estar a tan solo dos mapas de superar el récord de NIP (32-0) hizo que el equipo no pudiese con la presión que suponía perder.

Mapa 2: Train

La primera mitad del segundo partido fue una historia totalmente diferente y es que Astralis comenzó con buen pie estando del lado del os CT. Sin embargo, el equipo finlandés supo ajustar su juego y adaptarse por lo que comenzaron a ganar rondas. La primera mitad se fue a un 8-7 a favor de Astralis, un resultado no muy bueno teniendo en cuenta lo bien que empezaron y que estaban del lado CT.

Durante la segunda mitad volvió el dominio de ENCE. La fuerte defensa de CT por parte del equipo finlandés hizo que finalmente Astralis cayese derrotado durante la final de la Blast Pro Series Madrid.

¿Significa esto el fin de la era Astralis?

Durante todo el año pasado, Astralis ha sido el equipo más fuerte en CS: GO, marcando el inicio de una era y siendo el primer equipo en llevarse el preciado Intel Grand Slam, que otorgaba al ganador la cifra de 1.000.000 de dólares. Han dominado el circuito LAN, aplastando a sus oponentes con relativa facilidad.

Imagen de Astralis durante la Blast Pro Series Madrid – @
Joe Brady 

Sin embargo, este es el segundo torneo en el que no han sido capaces de conseguir la victoria. Astralis perdió Blast Pro Series: Sao Paolo frente a Liquid en la Gran Final.

La incapacidad de Astralis para asegurar la victoria plantea algunas preguntas, pero aún es demasiado pronto para poner fin a la era Astralis. De cualquier manera, el juego de Astralis parece estar comenzando a presentar algunos defectos y los equipos están empezando a adaptarse provocando grandes problemas a los daneses.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deja tu comentario
Por favor deja tu nombre