Estas fiestas he estado rejugando videojuegos que ya tienen unos años. Y además de volver a pasar por títulos que en su momento disfruté enormemente, he recordado el incordio que puede ser jugar en ordenador juegos que no han sido programados específicamente para la plataforma.

Antes de nada debemos bajarnos de nuestra torre de cristal y asumir que los jugadores de PC, y en especial la Master Race, somos minoría en el mercado del videojuego. A diario se ve en las cifras de ventas que la mayoría de unidades, tanto físicas como digitales, son vendidas en las consolas. La tónica hace que en un mercado centrado en obtener los máximos beneficios, los juegos que se desarrollen fuera de compatibles sean mayoría, ya que se querrá dar la mejor versión a la plataforma donde más ventas se espera.

Esto hace que unas veces por ahorrar costes, y otras por ineptitud se lancen versiones de PC injugables, muy inferiores a sus hermanas de consola. Ésto hace que la plataforma donde se debiera de ver todo el potencial del juego no acabe destacando para bien.



Un port es un videojuego que ha sido convertido o «portado» de la plataforma para la que ha sido desarrollada originalmente a una nueva plataforma, sin sufrir ningún cambio significativo en su estructura

A continuación reseñaré algunas de las peores versiones que han pasado por los ratones.

5- Residente Evil 4

La versión sin remasterizar de Resident Evil 4 es uno de los títulos más injugables que existen en la plataforma. Y en este caso no es por problemas en la programación o bugs.

Si nos quejábamos del control de Dark Souls, RE4 merece más. El apuntado no se realizaba con el ratón, si no con teclas, al más puro estilo Wolfenstein; y las teclas para realizar diferentes acciones están mal colocadas. Si cambiabas las acciones de tecla, el juego daba problemas en momentos como los quick time events.

Su versión HD, además de unos gráficos mejorados trae una buena jugabildidad. Haciendo que por fin disfrutar de este clásico, que cambió el survival horror, una experiencia divertida y no frustrante.

RE4 HD es la mejor experiencia que hay del juego.

4- Enslaved: Odyssey to the West

Enslaved es un juego desarrollado por Ninja Theory. El estudio inglés es conocido por sus hack and slash. Debutó en 2003, sin embargo su salto al triple A fue en 2007 con Heavenly Sword. Tras este firmaron un gran videojuego, Enslaved, el cual es un título de acción y aventuras cooperativo. También fue su debut en compatibles, y la poca experiencia les debió de pasar factura.

Como viene siendo tónica en esta lista el juego en PC es otra cosa distinta a sus versiones de consola. Sus controles son malos, no están optimizados para ratón y teclado. Además de gráficamente tener problemas con la iluminación.


La historia de Enslaved es de las mejores de su generación.

3- Dark Souls

El magnus opus de Hidetaka Miyazaki también está en esta lista. El debut de From Software en compatibles fue complicado. Su falta de experiencia en la plataforma hizo que la fluidez del juego se resintiera. De salida su framerate, a pesar de estar limitado en 30, era inestable, un continuo en nuestra lista, ya que es una de las cosas más molestas a la hora de jugar. Tampoco se trató de mejorar la resolución y el aspecto gráfico del juego, el cual lucía como el de consola, en el mejor de los casos.

Sus fallas no solo se quedaron en el aspecto gráfico, el soporte para el juego con teclado y ratón fue muy deficiente, haciéndolo muy difícil de jugar con éstos, y recomendando el propio juego el uso de un control semejante al de consola. Además las opciones de configuración gráfica fueron mínimas.

A pesar de todo esto el juego fue un éxito, y fallos, como la dificultad del control sin mando, acabaron siendo tomados como retos por la comunidad. Esto no quita que la versión fuera mala, comparada su hermana de PS3. El juego también sirvió a From Software para aprender, y posteriores entregas, a pesar de tener sus errores mejoraron poco a poco la calamidad que fue el desarrollo de este port.

Si quieres jugar Dark Souls, lo mejor es optar por su edición remastered.

2- GTA IV

Rockstar además de por sus mundos abiertos y los guiones cinematográficos destaca por unas versiones de PC de sus juegos que dejan que desear; y la que se lleva el puesto de la segunda peor de esta lista es la de su título GTA IV.

El videojuego centrado en jugar a los bolos con nuestro primo Roman, cuenta con la historia más adulta y el juego menos sandbox de toda la saga. Sin embargo para disfrutar de esta joya, a la que el tiempo ha sacado todo su potencial, es preferible hacerlos en PS3 o en Xbox 360. La versión de PC es incompatible con sistemas operativos más recientes y requiere modificar ciertos aspectos de estos para poder jugarse.

En caso de que el juego inicie en nuestra potente máquina, nos enfrentaremos a un framerate capado en 60 fps, con inestabilidad en zonas con muchos objetos. Esto provocará en ocasiones que el juego se sobrecargue tanto que cuelgue. Hay también problemas con las texturas y el generado de objetos, habiendo un gran popping en ciertos escenarios. El estado del juego, hoy en día, esta a años luz de cuando salió, que era aun más inestable; sin embargo no hace justicia a sus versiones de consola.

No es el único juego de Rockstar con problemas, Bully es igual de inestable. El «reciente» Gta V,obliga a activar la sincronización vertical para evitar lags en los menús debido a los saltos en el framerate.

Las texturas de GTA IV en PC son un desastre.

1- Batman Arkham Knight

Este juego es el que ostenta el título de «El peor port«. No ha sido difícil dárselo; no ha sido por demérito de los otros 4 juegos, sino por sus propios logros, capaces de convertir un juego sobresaliente en Ps4 en uno injugable en PC.

Warner Bros, no encargó a Rocksteady, los desarrolladores del título, su versión de PC. Ésta recayó sobre un tercer estudio, Iron Galaxy Studios, el cual contó con pocas semanas para realizar su trabajo, no logrando los resultados esperados.

El juego no corría en un framerate estable, sufriendo de continuos bajones y realentizaciones, eso a pesar de no ser capaz de alcanzar los 60 fps en las mejores máquinas. El juego, además de su inestabilidad, padecía crasheos y cuelgues, que en ciertas partes de la aventura imposibilitaban el avance. Para culminar el despropósito los gráficos se veían mucho peor que en las versiones de consola.

Tras las críticas negativas, y visto el daño que estaba haciendo el juego a su imagen, Warner decidió sacarlo de las tiendas digitales durante un tiempo, mientras arreglaban el port. Sin embargo la versión final, lanzada bastantes meses después, a pesar de ser jugable, siguió siendo mala.

El port de Xbox fue desarrollada por otro estudio ajeno a Rocksteady, sin embargo Warner invirtió más recursos y salió un juego a la altura. En PC las fuertes críticas que recibió abrieron debates que acabaron en políticas de ventas muy positivas para los consumidores, como las devoluciones.

Batman no se ve tan bien como en sus imágenes promocionales.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deja tu comentario
Por favor deja tu nombre